Miguel Angel Luna.

Oaxaca, Oax.– En conferencia de prensa familiares de internas del reclusorio de Tanivet Tlacolula denunciaron el castigo, intimidación y violación a los derechos humanos  de sus familiares tras haber sacado a la luz pública las irregularidades que hay al interior y por lo que se declararon en huelga de hambre.

Las madres, hijas y amistades de las reclusas dijeron que seis de ellas fueron encerradas en una celda de castigo porque se atrevieron a alzar la voz por las condiciones en que viven, los alimentos en mal preparados, restricciones de las visitas, introducción  del material para hacer sus manualidades y alimentos y el agua del pozo en exceso de sales que no sirve para bañarse porque les causa enfermedades en la piel a ellas y sus menores hijos.

Estas irregularidades las consiente la recién nombrada directora Ángela Torres, que se ha caracterizado de imponer si autoridad con la intimidación y castigos violando sus condiciones de mujer. Todo esto lo consiente el sub secretario de reinserción social Valdemar Pérez Canseco, que también somete a reprimendas a las internas.

Los funcionarios que dependen de la SSP han confundido la palabra reinserción con represión por lo que ahora piden la intervención de organismos de defensa de los derechos humanos y del gobierno del estado a quienes les exigirán la salida de estos nefastos funcionarios. 

No hay comentarios

Deja un comentario