Que el Senado de la República llame al Poder Legislativo de los Estados Unidos que ya no retrase más la Reforma Migratoria, pidió el senador oaxaqueño Benjamín Robles Montoya al asegurar que el estancamiento de la misma solo denota un sentimiento antimigrante contra millones de personas que hacen fuerte la economía de ese país norteamericano.

“Hoy más que nunca, esta Soberanía debe exigir con fuerza a la Cámara de Representantes de ese país su sensibilidad política y humanitaria y no aplazar más el debate sobre una Reforma Migratoria Integral que garantice el respeto a los derechos humanos de los inmigrantes y reconozca con justicia la aportación de la comunidad migrante a su economía”, expresó el congresista de la máxima tribuna de la Nación.

Y es que en días pasados, través del Control Difuso constitucional, un juez federal suspendió las medidas ejecutivas ordenadas en noviembre del 2014 por el presidente Barack Obama para regularizar la situación legal de millones de indocumentados.

Benjamín Robles confió en la madurez de los estadounidenses  para sacar adelante este tema y así los migrantes concreten su esperanza de mejores condiciones de vida, sigan aportando tanto al desarrollo económico de ese país como al de México y de otras naciones.

Pese a que el documento ya fue aprobado por el Senado, no logra avanzar en la Cámara de Representantes, donde los republicanos son los principales opositores a que esta reforma sea una realidad, lo que a ojos de muchos es considerado como un acto de discriminación.

Entre los beneficios de la reforma migratoria, puntualizó el legislador federal, es que los migrantes indocumentados que cumplan ciertos requisitos puedan acceder a la ciudadanía estadounidense, como los “Dreamers” y trabajadores agrícolas que solo deberán esperar cinco años.

No hay comentarios

Deja un comentario