El Pleno del Senado actualizó la Ley de la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas, con respecto a tres ordenamientos que  se remiten al desaparecido Instituto Nacional Indigenista (INI), para dar paso a un nuevo organismo desconcentrado en la materia.

Al fundamentar el dictamen de las Comisiones de Asuntos Indígenas y de Estudios Legislativos Segunda, el senador Eviel Pérez expuso que se trata de reformas a la Ley del Instituto Nacional de las Mujeres; de la Ley Federal de los Trabajadores al Servicio del Estado y de la Ley General de Vida Silvestre.

En la primera de estas, agregó, todavía refiere como parte de la integración de su Junta de Gobierno al INI, en lugar de la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI).

Para el caso del ordenamiento de la burocracia nacional, determina su ámbito material de validez para dependencias del Gobierno federal, e instituciones dentro de las que se incluye el INI.

Por lo que respecta a la tercera de las leyes, se establece como atribución de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, el INI y las autoridades federativas regular las prácticas y volúmenes de aprovechamiento de ejemplares, partes o derivados de vida silvestre para ceremonias y ritos tradicionales por parte de integrantes de comunidades.

No hay comentarios

Deja un comentario