Mario Castillo

Consultor en Finanzas

¿Qué tal amigos?

Es un placer estar nuevamente con ustedes.

El día de hoy quiero compartirles sobre una charla que tuve hace unos días con un conocido acerca de la cantidad de libros que en promedio lee un mexicano, lastimosamente nos dimos cuenta que es medio libro. Ósea que para acabar un libro nos tardamos dos años.

¿Pero cómo surgió este tema?; bueno, junto a nosotros se encontraba un grupo de personas que platicaban sobre la situación económica por la que atraviesa el país. Que todo estaba difícil, que hay poco trabajo y lo que pagan pues no alcanza para la canasta básica.

Eso es cierto; pero te quiero preguntar algo. ¿Qué has hecho para que esto no te pase?
Tal vez mucho, tal vez poco, eso no lo sé. Lo que si se, es que de los problemas salen las oportunidades, el detalle está en identificarlas cuando aparecen; ¿Cómo la ves? ¿Podrás identificar estas oportunidades?

¿Y si eres de los que piensas que ese conocimiento es solo para ricos o hijos de empresarios?; la respuesta es no. Hay evidencia de gente que no tiene este origen y ha identificado y sabido aprovechar las oportunidades que surgen de las crisis.

Si en estos momentos te cruzó la idea de que llegaron ahí porque alguien le enseñó o ya traía el don, quiero decirte que todos tenemos las mismas capacidades. Que si bien no tenemos las mismas oportunidades, si tenemos un cerebro que está en espera de que le saquemos todo el beneficio que podamos.

Para finalizar quiero decirte que aun estas personas que ya traen “el don” o “tuvieron suerte”, se han preparado y se siguen preparando sobre la marcha, se han puesto a leer y aprender.

Te invito a que medites los siguientes cuestionamientos:

¿Cómo vas a administrar un negocio si no sabes de administración o como sabrás cuanto ganas y cuanto gastas si tienes la idea de que las matemáticas no se te dan?

¿Cómo vas pedir que respeten tus derechos si no te has dado el tiempo de leer toda la constitución política de los estados unidos mexicanos?
Ejemplos como estos te puedo enunciar muchos

En conclusión quiero decirte que todo está en tus manos y tu evolución y progreso es cosa de que tomes la iniciativa para salir de tu zona de confort, te pongas a trabajar y tengas fe.
Quiero aclararte que el tener unas finanzas sanas no representa ser millonario, pero si tener lo suficiente que te permita cubrir tus necesidades y las de tu familia

Si tienes alguna duda o comentario puedes contactarme a través del correo finanzaslibresdf@gmail.com

¡Hasta la próxima!

No hay comentarios

Deja un comentario