TLALIXTAC DE CABRERA, Oax. El senador oaxaqueño Benjamín Robles Montoya participó en la celebración y culto al maíz, que ancestralmente realiza esta comunidad de los Valles Centrales, en donde habría tenido su origen la tlayuda, uno de los principales alimentos que identifican al pueblo de Oaxaca.

El representante popular acompañó al presidente municipal de Tlalixtac, Guillermo Regino Hernández, recorrió las calles y caminos de la comunidad en una tradicional calenda, que partió del Palacio Municipal y llegó a la presa del “Estudiante”, en inmediaciones del municipio vecino de San Andrés Huayapam.

“Como oaxaqueño nos llena de satisfacción trabajar con las autoridades municipales para la preservación y fomento de nuestra cultura, como en este caso al culto que hace la comunidad de Tlalixtac al maíz. Acciones como las que realiza este municipio, que se rige por los usos y costumbres, nos dan identidad como pueblo y el reconocimiento de otros pueblos y otras naciones. Por eso expreso mi alegría y satisfacción por la oportunidad que me dieron las autoridades de participar en esta gran celebración”, manifestó Robles Montoya.

La colorida calenda, con sus tradicionales marmotas, monos de calenda, música de banda, cohetones, una carreta adornada de flores y jalada por una yunta -en donde viajaba la diosa del Maíz Tierno- emprendió un recorrido de más de 4.5 kilómetros, hasta llegar al paraje de la presa del “Estudiante”, en donde se realizó la majestuosa Guelaguetza.

Ahí mismo, el senador Benjamín Robles, acompañado de su esposa Maribel Martínez de Robles y de sus hijas Valeria y Victoria, presenciaron la muestra gastronómica tradicional, en donde degustaron de las tradicionales tlayudas, elaboradas de maíz blanco y negro, quesadillas y una variedad de platillos elaborados con este alimento básico de la dieta del oaxaqueño; sin faltar el rico nicuatole y las refrescantes aguas de tejate y chilacayota.

No hay comentarios

Deja un comentario