• Pese al descenso en ataques desde 2006, el problema subsiste
  • Autoridades, las principales transgresoras contra periodistas

 El estado de Oaxaca ocupa el séptimo lugar a nivel nacional en agresiones a periodistas este año, sólo un poco por debajo de entidades como Sinaloa, Coahuila y Chihuahua, declaró el maestro Raúl Benítez Manaut, Presidente de Colectivo de Análisis de la Seguridad Democrática (Casede), durante el taller “Generación de un Sistema de Protección para Periodistas” realizado el viernes último en las oficinas centrales de la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca.

En dicho taller, Benítez Manaut puntualizó que en Oaxaca, a diferencia de las entidades del norte, las agresiones a comunicadores son mayormente cometidas por servidores públicos, y no por miembros del crimen organizado.

Benítez Manaut, al presentar los datos del taller diseñado por Casede y la organización internacional Freedom House, destacó que la incidencia de agresiones a comunicadores ha ido en descenso en Oaxaca desde el año 2006 a la fecha, aunque en 2014 los datos muestran un repunte preocupante que no alcanza con todo, las cotas de hace ocho años.

En 2013, detalló, el índice de periodistas agredidos en Oaxaca fue de cinco personas al año y para el 2014 se incrementó a 10 personas, principalmente periodistas audiovisuales, reporteros, directivos e instalaciones de medios de comunicación.

Los especialistas en seguridad que participaron en el taller, dijo Benítez Manaut, comparten la creencia de que la seguridad de los comunicadores es compatible con los valores democráticos y los derechos humanos.

Añadió que la estrategia de protección que recomiendan se centra en el diseño de políticas de seguridad pública y nacional sólidamente fincadas sobre principios de un Estado democrático de derecho que garantice el ejercicio de los derechos humanos.

En este taller diseñado por Casede y Freedom House participaron 40 comunicadores de distintos medios impresos y electrónicos, con el objetivo de sentar las bases para un sistema de protección a nivel local de enfoque preventivo, basado en la colaboración y la confianza, así como en las capacidades de quienes conforman el sistema.

En el taller establecieron condiciones para vincular este sistema de protección local con una red de periodistas a nivel nacional que amplíe el sistema preventivo oaxaqueño.

No hay comentarios

Deja un comentario