NACIONALES

Las Reformas estructurales excluyen al 1 de septiembre.

  • El presidente Peña fracasó al no cumplir sus ofertas y menospreciar las necesidades sociales.
  • Las reformas estructurales excluyen a la mayoría y son contrarias al interés nacional.

El gobierno presume de gran reformador y de haber logrado cambios históricos, pero la verdad es que los cambios “no son en beneficio de la mayoría y lo que vemos es el reparto del país como si fuera un botín” dijo el vicecoordinador del PRD, Carol Antonio Altamirano.

Al sintetizar los resultados del gobierno federal, “resulta que el gobierno no es un gran reformador como presume el Presidente, sino que pasará a la historia como un gran vendedor”, señaló.

Si hacemos un balance puntual de los ofrecimientos del gobierno no vemos resultados a favor de la gente, explicó el diputado oaxaqueño.

La administración Peña prometió un México en paz pero eso no es cierto. La percepción de la gente es que la inseguridad no ha retrocedido y todavía tenemos más de 22 mil desaparecidos. Se creó la Gendarmería Nacional pero no hay un blindaje adicional contra la corrupción para que la delincuencia no la penetre y destruya como pasó con la Policía Federal y el Ministerio Público.

La oferta de un México incluyente no tiene sustento. La sociedad sigue polarizada con más de 52 millones de personas en la pobreza y un pequeño porcentaje que acumula la riqueza. El asistencialismo y la manipulación política de los programas sociales no se ha superado y 6 de cada 10 empleos son informales o de mala calidad.

Prometieron un México con educación de calidad pero la reforma que aprobaron es sólo una reforma administrativa, en la que prevalece la obsesión del secretario Chuayffet, de manera que en vez de discutir contenidos o métodos educativos, lo que está impulsándose son sanciones para los maestros.

También prometieron un México próspero pero la verdad es evidente: sin empleos, sin salarios dignos, con pobreza y con un crecimiento económico bajo no hay tal prosperidad.

Finalmente prometieron que México actuaria con responsabilidad global, cuando lo que ocurre es que se confunde la promoción personal del Ejecutivo con la del Estado.  El Ejecutivo salió al extranjero a vender PEMEX desde hace años y promocionarse en lo personal, pero cuando existen conflictos internacionales de gran escala  nuestra agenda desaparece y nos plegamos silenciosamente a la agenda de los Estados Unidos

En síntesis, el gobierno del Lic. Enrique Peña no cumple y ha fracasado en cumplir lo que prometió.

Los mexicanos esperan que haya un cambio para enfrentar los problemas que los aquejan, quieren ver soluciones para otra agenda: la del desempleo, los bajos salarios, la inseguridad y la corrupción. Eso es lo que les preocupa día a día.

Si el gobierno federal no atiende esta agenda de la sociedad, lo que produce es el desencanto y la caída en todas las encuestas.

Al cumplir 2 años de su gestión, en el gobierno debe haber prudencia y menos soberbia. En vez de buscar culpables, deberían de verse en el espejo y ver que la sociedad les está empezando a reclamar, por su abandono y por poner en primer lugar los negocios, en vez del servicio a la gente, remató el diputado.

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close

Adblock detectado

Por favor, considere apoyarnos mediante la desactivación de su bloqueador de anuncios