• Tan solo este sábado 11 de noviembre se registraron por lo menos 50 sismos con epicentro en Ixtepec, Juchitán, Tehuantepec, San Blas, Unión Hidalgo, San Mateo y San Francisco del Mar y Salina Cruz.

Faustino Romo Martínez.

Juchitán, Oax.- El día 07 de septiembre de 2017 el Servicio Sismológico Nacional (SSN) reportó un sismo con magnitud 8.2 localizado en el Golfo de Tehuantepec, a 133 km al suroeste de Pijijiapan, Chiapas.

El sismo, ocurrido a las 23:49:18 horas (04:49 UTM), fue sentido en el sur y centro del país. Las coordenadas del epicentro son 14.85 latitud N y -94.11 longitud W y la profundidad es de 58 km.

Este sismo presentó una gran cantidad de réplicas, muchas de las cuales no pudieron ser localizadas por sus pequeñas magnitudes, sin embargo, e número de réplicas hasta el 30 de septiembre era de 5 mil 791, dos de ellas de magnitud 6.1

Mientras que, en octubre, el Servicio Sismológico Nacional reportó 3 mil 783 temblores cuyos epicentros se localizaron dentro del territorio mexicano. Las magnitudes de los sismos reportados van desde 1.2 hasta la magnitud de 5.5.

De estos aproximadamente el 66 por ciento de los epicentros de los sismos reportados se ubican en el estado de Oaxaca y el 21 por ciento en el estado de Chiapas.
La mayoría de estos eventos son todavía réplicas del sismo magnitud 8.2 que ocurrió el día 7 de septiembre de 2017.

El resto de la sismicidad se distribuye en los estados de Guerrero, Michoacán, Colima, Jalisco y el Golfo de California, así como algunos eventos en la zona centro y norte del país.

Al día de hoy la tierra se sigue moviendo, registrando aproximadamente entre 40 a 50 temblores diarios en la zona del Istmo, tan solo este sábado 11 de noviembre, se registraron por lo menos 50 sismos con epicentro en Ixtepec, Juchitán, Tehuantepec, San Blas, Unión Hidalgo, San Mateo y San Francisco del Mar y Salina Cruz, esto de acuerdo a la página del Servicio Sismológico Nacional, que por cierto dejó de publicar el número total de réplicas desde el pasado 30 de octubre, cuando se tenían registrados 9 mil 240.

Tan solo en lo que va de noviembre el SSN tiene reportados mil 266 sismos, el último el de las 7:43 de la mañana del domingo 12 de noviembre de magnitud 4.1, con epicentro a 21 kilómetros al sur de Unión Hidalgo.

Pese a que el SSN dejó de mostrar las cifras totales de los sismos ocurridos, cabe la posibilidad de que se haya rebasado las 10 mil replicas, pues sin contar los que ocurren en la zona de Chiapas o en la Costa oaxaqueña, tan solo en el Istmo del 30 de octubre a la fecha se han tenido poco más de 600 sismos, los cuales sumados a los 9 mil 240, nos darían aproximadamente 9 840, más los registrados en Chiapas, desde le 30 de octubre, podríamos estar entre las 10 mil y 11 mil réplicas del sismo de magnitud 8.2 ocurrido el pasado 7 de septiembre, con lo que habríamos superado al sismo de 8.8 grados que devastó varias regiones de Chile el 27 de febrero de 2010 y tuvo unas 8 mil 500 réplicas, según los datos difundidos por el Servicio de Sismología de la Universidad de Chile.

El terremoto del 2010 en Chile, considerado el quinto más fuerte ocurrido en el planeta desde que existen registros, fue seguido de un tsunami que arrasó varias localidades costeras e insulares del centro y sur del país, dejó más de 520 muertos, 800 mil damnificados y daños por 30.000 millones de dólares.

Cabe destacar que el registro sísmico data de 1906 y a partir de recuentos históricos y de estudios de paleosismología, se sabe que en 1787 ocurrió un sismo en las Costas de Oaxaca, con magnitud estimada de 8.6 grados.

Los sismos no se distribuyen de manera homogénea, pues hay regiones en que las características del suelo no permiten que ocurran fenómenos naturales, en comparación con Guerrero, Oaxaca y Chiapas, en donde ocurren aproximadamente 80 por ciento de los terremotos.

Uno de los sismo considerados como el más grande en México, es el de magnitud 8.6 ocurrido el 28 de marzo de 1787 en las Costas de Oaxaca, el cual se le conoce como “El gran tsunami mexicano”, debido a que la ruptura provocó uno de los mayores daños en la historia de Oaxaca, pues inundó seis kilómetros tierra adentro, cerca de Pochutla, y Puerto Ángel.

El 19 de noviembre de 1912 se tuco un sismo de magnitud 7 en Acambay, Estado de México en donde los daños fueron muy importantes en la región, donde la escasa infraestructura y varios poblados quedaron severa o completamente destruidos.

Mientras que el 27 de junio de 1957 el sureste de Acapulco en Guerrero fue sacudido por un sismo de magnitud 7.8, causando daños al monumento a la Independencia capitalino, Inaugurado en 1910 por Porfirio Díaz en la Ciudad de México.

Para el 3 de enero de 1920 Xalapa Veracruz sintió un sismo de magnitud 6.4, el cual provocó la muerte de más de 600 personas, esto por el deslave de la ladera del río Huitzilapan.

El 19 de septiembre de 1985 la Ciudad de México se estremeció con un sismo de magnitud 8.1 con epicentro en las Costas de Michoacán a más de 350 kilómetros de la Ciudad, en donde se considera que hubo más de 10 mil decesos, 50 mil heridos, aproximadamente 250 mil personas sin hogar y más de 770 edificios colapsados, aunque las cifras oficiales solo hablan de 5 mil muertos.

15 de junio y 30 de septiembre de 1999 respectivamente, Puebla registro un sismo con magnitud de 7 y Oaxaca con magnitud de 7.5, en donde según fuentes oficiales, ambas sacudidas causaron la muerte de 52 personas, además de provocar la caída de miles de casas de adobe y generar daños severos a monumentos históricos, hospitales y escuelas.

Mexicali, Baja California sufrió un sismo de 7.2 el 4 de abril del 2010, el sismo rompió una falla de corrimiento lateral derecho con 120 kilómetros de longitud en dirección a la ciudad fronteriza.

Desde 1915, es decir en los últimos 100 años, han ocurrido sólo cinco sismos de magnitud igual o superior a 7 en el extremo norte del Golfo de Cortés, amenazando la región donde se encuentran ciudades como Ensenada, Mexicali, Tijuana y la central geotérmica de Cerro Prieto, que es una de las más grandes del mundo.

Guerrero en la zona de Ometepec registro u sismo de 7.5 el pasado 20 de marzo del 2012, este sismo, cuya intensidad en la Ciudad de México fue muy similar a la que provocó el sismo de Copala en septiembre de 1995 (magnitud 7.3), generó un tsunami de aproximadamente 1.5 metros de altura y un levantamiento de la costa de cerca de 70 centímetros en el poblado de Punta Maldonado.

Estos sismos son parte de la historia de lo que ha vivido el país, en Oaxaca desde hace 111 años se han registrado por lo menos 30 sismos que han afectado al estado y van desde la magnitud 6.6 hasta el sismo de magnitud 8.2, ocurrido el pasado 7 de septiembre de 2017.

Finalmente cabe mencionar que el SSN da a conocer que la actividad sísmica que se está viviendo en el istmo y golfo de Tehuantepec está relacionada con el sismo del 7 de septiembre de magnitud 8.2. No hay evidencias de actividad volcánica en la región.

Los sismos pequeños pueden ser percibidos localmente como un “jalón” y estar acompañados de sonidos, por lo que se recomienda a la población estar prevenidos.

No hay comentarios

Deja un comentario