Pese a contar con un amparo de un Juez y el permiso de los ferrocarrileros, mantiene vigilancia policiaca en el lugar para evitar que el tianguis sea instalado.

Faustino Romo Martínez.


Juchitán, Oax.-
La Red de vecinos afectados por el sismo en Juchitán “Guindísanu Xquídxinu”, denunció que hasta la fecha la presidente municipal Gloria Sánchez López, continúa con su represión hacia quienes integran la Red de vecinos afectados por el sismo en Juchitán, quienes habían se habían instalados en las inmediaciones de la ex estación del Ferrocarril para realizar la venta de sus productos buscando reactivar la economía local , toda vez que perdieron sus casas.

Magali Sánchez Santiago representante de la Red de vecinos afectados por el sismo, indicó que pese a tener un amparo judicial dictado por el Juez Sexto de Distrito con cabecera en Salina Cruz y el permiso de Ferrocarriles del Istmo, Gloria Sánchez Mantiene a un grupo de policías cuidando el lugar.

“La presidente municipal Gloria Sánchez López no ha respetado ni el amparo, ni el permiso, mantiene a la policía en el lugar luego del desalojo violento que llevó a cabo en días pasados en contra de las compañeras que solo buscan ganarse la vida, ahí los mantiene en este espacio que ni la presidente sabe en qué va a utilizar”, destacó.

“En la madrugada del desalojo algunas personas resultaron lesionadas por eso recurrimos a la protección de la Ley y se logró el amparo, creímos necesario levantar este amparo para que las compañeras fueran protegidas y que no se les fuera a violentar sus derechos, sigue ese amparo, además gestionamos ante Ferrocarriles del Istmo de Tehuantepec, el permiso para instalarnos nuevamente en este espacio de manera provisional, pero hasta el día de hoy la presidente no ha permitido la instalación”, comentó.

Señaló que hasta el momento tampoco ha entregado los materiales de trabajo que se llevaron los policías, mesas, sillas, productos, carne chorizo, panes, toda la mercancía que se estaba vendiendo.

“Las compañeras están en la lucha y esperemos que nos entreguen lo que es propiedad de las compañeras, le pedimos respeto. Por su puesto que vamos a ir viendo cómo solucionar este problema y poder trabajar nuevamente con el tianguis, que en algún momento se pensó que pudiera ser ambulante, pero por las condiciones en que se encuentra Juchitán, los escombros, las demoliciones, el polvo, es muy complicado llegara a las calles y comercializar, por lo que se decidió quedarse en ese espacio, pero la presidente lo vio mal y lo único por lo que optó fue desalojarnos, sin que ella tenga algún proyecto en ese lugar”, destacó.

Finalmente, Sánchez Santiago dijo que la presidente dice que para ella no es válido, ni el amparo ni el permiso, “No entiendo el argumento que da, creo que está siendo muy autoritaria, inconsciente e insensible ante la necesidad de la gente que está padeciendo las consecuencias de este terremoto”.

No hay comentarios

Deja un comentario