Mario Castillo

Consultor en Finanzas

¿Qué tal amigos?

Me imagino que después de leer el título, te estas preguntando donde puedes encontrar la receta para hacerte rico de la noche a la mañana. Sin duda alguna, ya has comprado algún libro de los que te dicen que te darán la receta mágica para volverte millonario de la noche a mañana.

En el mercado existen infinidad de libros, cursos y talleres donde te dicen que te darán el secreto para lograrlo, por módicos precios. Pero te invito a reflexionar, si se pudiera lograr volverse millonario en un día, ¿no crees que la brecha entre ricos y pobres, ya habría desaparecido?

Me imagino que ya estas preguntándote, ¿Qué puedo hacer?; bueno, te diré que la clave de todo esto es el balance.

¿Pero cómo funciona el balance para mejorar nuestra calidad de vida?
A ciencia cierta obtener un balance total, no es nada fácil, hay que considerar externalidades, por ejemplo, enfermedades, gastos inesperados por algún accidente o bien, algún desperfecto en casa que urge corregir. Aunque si previenes este punto con un fondo de eventualidades, puedes reducir el impacto de este rubro. ¡Si ya sé!, tu sueldo no alcanza; te diré que en estos casos, puedes ahorrar por día $1, $5 o $ 10, es lo que vale un refresco. ¿Lo crees posible?

Como te decía, la clave de todo esto es el balance, evalúa lo que puedes gastar, por ejemplo, si tienes un salario, aparta una cantidad e inviértela, no es necesario hacerlo con cantidades grandes, aprende algún tipo de manualidad, y vende tus productos, si eres conductor experimentado invierte en una licencia que te permita ofrecer tus servicios en horarios en los que estas desocupado, si eres un deportista de alto rendimiento, puedes invertir en una certificación y ofrecer clases de acondicionamiento físico.

Todo esto lo puedes hacer en ratos libres, después de clases, después del trabajo, en fines de semana. Como ves, lo que se necesita es imaginación, disciplina y fe. Y te aseguro que poco a poco verás resultados.
Para terminar, quiero hacerte algunas recomendaciones que pueden servirte cuando hagas tu planeación de gastos:

1. Cuando vayas al mercado o tienda comercial, solo compra lo que vayas a ocupar, haz una lista de compras.

2. Si puedes invertir, hazlo. Uno nunca sabe, a lo mejor le pegas al negocio de tu vida. Pero ojo, no arriesgues tu patrimonio y el de tu familia.

3. Si tienes necesidad de un crédito, ocúpalo, pero recuerda, no es dinero extra.

4. Invierte en tu formación, no es un gasto, ¡es una inversión!

Un fuerte abrazo.

No hay comentarios

Deja un comentario