Por Felipe López Pérez

La detención reciente de una veintena de propietarios de tierras en las instalaciones del parque eólico Bii Hioxo por elementos de la policía del estado, podría considerarse como un acto de intolerancia y cerrazón de parte de los empresarios.

La falta de disposición de parte de la empresa para dialogar con los dueños de las tierras donde se ubica la factoría no es una actitud nueva; así ha sido siempre. Ahora esta vez no solo no tenían planes para escuchar los planteamientos de los propietarios, tampoco el interés de hacerles un ofrecimiento serio sobre las demandas existentes.

Pero la respuesta violenta de una de las tantas empresas eólicas instaladas en la región a un grupo de propietarios, es una advertencia para todos los dueños de tierras donde se ubican los otros parques, porque han entendido que en cualquier momento esta acción se puede repetir contra todos aquellos que de ahora en adelante se atrevan a exigirles cuentas y demandar derechos, promesas pendientes.

Por ello al interior de los grupos de los propietarios y de manera subterránea –hay un rumor de que es así- se trabaja ya sobre la organización de una revuelta para ponerles un hasta aquí a los inversionistas que, ahora con el apoyo del gobierno del estado, se sienten intocables.

Eso es lo que siempre han querido hacer los empresarios, callas las voces inconformes y encarcelar a los propietarios que se atreven a exigir el cumplimiento de las promesas.

No toleran que los dueños de tierras se atrevan a convocarlos a reuniones para la revisión y actualización de los contratos con el fin de alcanzar una negociación permanente sobre los porcentajes que por ley les corresponde percibir de acuerdo a la generación de energía de cada una de las empresas.

LA INJERENCIA DEL GOBIERNO

Recientemente en la ciudad de Oaxaca, convocados por José Luis Calvo Ziga, Secretario de Medio Ambiente, Energías y Desarrollo Sustentable, los ejecutivos de las empresas eólicas y las autoridades municipales de la región se reunieron a puerta cerrada con el gobernador del estado Alejandro Murat Hinojosa en palacio de gobierno; reunión que asistieron algunos ediles, diputados y funcionarios de algunas dependencias.

Según el comunicado de prensa, esta reunión fue para integrar una alianza que involucra la participación de los municipios de Asunción Ixtaltepec, El Espinal, Juchitán, Santo Domingo Ingenio, y Unión Hidalgo, con las empresas responsables de energía eólica en la región, a fin de generar las condiciones de estabilidad, seguridad y para garantizar la certeza jurídica, fiscal, registral y social en la zona comprendida como el corredor eólico del Istmo.

Lo extraño de este conclave en palacio de gobierno es que no se haya invitado a participar a ningún propietario de tierras o algún representante de estos. ¿Por qué sería?¿Acaso el gobierno y las empresas quieren ocultarles algo?¿Si las empresas instaladas en la región tuvieron que alquilar las tierras, no deberían estar también los dueños de las mismas en la reunión?
Por eso ahora, a escasos días de dicho encuentro, los dueños de las tierras expresan cierta animadversión contra las empresas, pero especialmente contra el gobierno; porque interpretan esta decisión de excluirlos dentro de la alianza o del nuevo Consejo integrado por empresarios y gobierno, como una acción que busca dejarlos fuera de los derechos que pelean legítimamente a las factorías; empresas que ahora buscan desesperadamente entenderse solamente con el gobierno federal y el gobierno del estado, porque supuestamente con propietarios de tierras y ayuntamientos ya registran muchas pérdidas económicas

Según conocedores del tema y señalamientos de los propios propietarios, el plan del gobierno del estado es limpiarles el camino a los empresarios para que de manera paulatina pero segura, las empresas vayan apoderándose también de las tierras, no solamente del oro que están generando actualmente.

Cuánta razón tienen las organizaciones antieolicas que han levantado la voz y han denunciado en tribunas internacionales el objetivo final de las empresas transnacionales como las factorías eólicas, en el sentido de contratar primero las tierras y después, poco a poco apropiarse de ellas

Ahora que son más evidente los planes de las empresas por la manera de actuar, se puede asegurar que el plan que ellos se han trazado tendrá el aval del gobierno, el respaldo de quienes desde ahora están dándoles todas las garantías a través del garrote, -no del dialogo- para que de ahora en adelante, cualquier transacción o negociación para la renta de tierras y sobre el pago por estas a los propietarios, ya no será más con los dueños de las factorías sino con el gobierno del estado.

Uno de los viejos luchadores sociales de la región, Porfirio Montero Fuentes –quien aseguró que la UPERI, un organismo social que defiende los intereses de los propietarios, tampoco ha sido convocado por el gobierno, ni se le tomó en cuenta a participar en la reunión pasada en palacio de gobierno-, cree que las acciones y el interés de la Secretaría del Medio Ambiente, Energías y Desarrollo sustentable, de imponer nuevas estrategias y métodos de relación entre empresarios y propietarios, va a fracasar, porque estos últimos no van a permitir que bajo amenazas y con la injerencia del gobierno del estado les impongan una cuota cualquiera para ocupar sus tierras.

Se supo además, que en corto, el titular de dicha dependencia José Luis Calvo Ziga, dejó entrever la posición del gobierno del estado a los presidentes municipales al advertirles que bajo ninguna circunstancias se permitirá que los propietarios de tierras se opongan más a los proyectos eólicos, aquellos que se atrevan a retar a la autoridad podrían ir a la cárcel. Ya paso con los propietarios de Bii Hioxo

A estas alturas reveló el ex diputado federal Porfirio Montero Fuentes, para encarar las intenciones del Consejo Empresa-Gobierno, el corredor eólico vivirá una revuelta de propietarios para echar de sus tierras a las empresas eólicas. “Ya hay acuerdos, solo falta pedir la intervención de organizaciones internacionales para acudir a tales foros a denunciar la situación”, precisó.

No hay comentarios

Deja un comentario