Por: Francisco Cabrera García.

Continúan candentes los diversos problemas sociales aquí en esta ciudad y puerto de Salina Cruz en donde todo mundo anda mareado sencillamente porque el municipio sigue de cabeza; y es que como nunca se había vivido, el ayuntamiento porteño se ha enfrentado a cuantos se le han puesto  enfrente;  primeramente el conflicto con los pobladores de la Agencia Municipal de Boca del Río por no respetar la decisión popular y sostener a la Agente Municipal en el cargo, originando con esto que fuera tomado el basurero municipal, lo cual provocó un caos general y puso en riesgo la salud de la población y ahora, el asunto es que la presidenta municipal ha permitido que  los taxistas identificados de la CTM, por instrucciones de su líder Javier Córdova Quevedo, “La Culebra” se confronten con los pobladores de aquel lugar, en el sentido de bajar con lujo de violencia a los pasajeros de Huilotepec tan solo porque no quieren ya permitir que los taxis de aquella Agencia accesen al centro de Salina Cruz para realizar su servicio.

Creemos que es cierto que es necesario poner reglas, pero para eso haya formas para no caer en provocaciones evitando la violencia; sin embargo la ley del garrote aquí es el único lugar en donde han aprendido a aplicarla.

Hasta el lugar del conflicto llegó el arquitecto Daniel Méndez Sosa, personaje que se ha distinguido por hacer lo justo en todo tipo de problema, a un llamado de los pobladores de ese lugar.

Me comenta  el arquitecto Méndez, que queda bien claro que este conflicto se orquestó desde la presidencia municipal que encabeza Rosa Nidia Villalobos González en complicidad con SEVITRA y  la CTM para conseguir a toda costa más dinero a través de la venta de concesiones de taxis.

De manera congruente y basado en la lógica y la legalidad, el arquitecto Méndez expresa que si los manipuladores de este problema planean regularizar el transporte público y aplicar la reubicación de espacios y límites de los diferentes sitios, empiecen por su casa, ya que Salina Cruz está prácticamente secuestrado por una gran cantidad de sitios que han ocupado todos los espacios habidos y por haber y si van a poner orden, que  lo hagan,  siempre y cuando busquen la mejor forma basados en la Ley  que  se rige para el caso y no pretender aplicárselo solo a determinado grupo de manera arbitraria como lo hicieron con nuestros vecinos y hermanos trabajadores del volante y pobladores  de San Pedro Huilotepec.

Para finalizar, Méndez Sosa dijo que exige respeto para la ciudadanía, ante todo,  basado en la legalidad, en el estado de derecho y detesta el abuso de poder que ha aplicado la alianza CTM y SEVITRA  en complicidad como siempre de la presidenta municipal Rosa Nidia Villalobos, quien lo único que ha hecho desde que asumió el cargo, es propiciar conflictos y confrontar a la sociedad por la falta de capacidad que ha demostrado en todo momento haciendo a un lado el privilegio del dialogo

1 Comentario

  1. La invasion d taxistas parece no tener fin y es preciso señalar q los señores del volante no son culpables d este “tsunami” descontrolado, pero si los “lideres” nefastos q velan en todo momento por sus intereses personales y si acaso da tiempo por el d los taxistas y ya quisa a lo ultimo por algun beneficio al pueblo (como es el ordenamiento d espacio y d leyes)

Deja un comentario