ESCENARIO POLÍTICO

Echan a Cárdenas

Escenario Político.

Por Gubidxa Guerrero

La agresión contra el ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas el pasado miércoles 8 de octubre es absolutamente reprobable. No hay justificación para que un grupo de manifestantes echara entre silbidos y empujones al líder moral del Partido de la Revolución Democrática (PRD), figura central de la izquierda mexicana durante el último cuarto de siglo.

            Pero, aunque condenable, la rabia que expresaron algunas personas que caminaron para decir su repudio por la matanza de normalistas en Iguala, Guerrero, resulta un tanto comprensible. Ya que el partido político que Cárdenas fundó, y al que hace algunas semanas pretendía dirigir, postuló y apoyó al presidente municipal de Iguala, José Luis Abarca Velázquez, y al gobernador guerrerense, Ángel Aguirre. Es como si a las protestas por la matanza de Acteal llegara Beatriz Paredes o Manlio Fabio Beltrones…

            El hecho, desgraciadamente, ha desviado la atención del tema central, que es la exigencia de justicia por la desaparición de más de cuarenta personas y el asesinato artero de seis. En las redes sociales se encendió el debate de si fue acertado o no agredir a personajes emblemáticos de la política y las letras, pues junto a Cárdenas iba el académico de la UNAM Adolfo Gilly, autor de varios libros (entre ellos ‘La Revolución interrumpida’), solidario siempre de las causas populares.

            Dicen que el ingeniero fue imprudente al decidir presentarse a una manifestación a la que más valía no acudir, pues representaría una muestra clara de oportunismo o, en el peor de los casos, un insulto para muchos de los asistentes.

Considero que ningún ciudadano debe ser agredido en una manifestación pública y pacífica. El derecho de expresión no sólo debe reservarse a quienes se presentan como los ‘buenos’ de las causas sociales, sino para todos los habitantes de este país; sean o no de nuestro agrado. Es preferible que ciertos personajes queden como oportunistas a que los manifestantes pasen por intolerantes.

La satanización de muchos movimientos sociales se da por actos como el de este miércoles. Muchos manifestantes se olvidan de los fines, perdiéndose en los medios, cayendo fácilmente en la violencia o en la afectación de terceros, como ocurre constantemente en el Estado de Oaxaca donde los bloqueos carreteros están a la orden del día.

Es necesario mencionar que el PRD y sus militantes deben ser sensibles a la rabia que despertaron los hechos del 26 de septiembre. Que no haya derecho de que se les agreda no es motivo para no creer que no pueda suceder…

Por cierto: ¿alguien ha visto a Andrés Manuel López Obrador? Se ha portado más mesurado que de costumbre. Dicen que es muy amigo del padrino político del alcalde igualteco; ése que quiere ser candidato de Morena a la gubernatura de Guerrero.

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Verificar también

Close
Close

Adblock detectado

Por favor, considere apoyarnos mediante la desactivación de su bloqueador de anuncios