El cáncer de mama comienza como un tumor maligno en las células de los senos y se puede esparcir gradualmente a otras partes del cuerpo. Los tumores en los senos crecen lentamente y para el momento en que se puede sentir un bulto pueden haber estado creciendo por 10 años.

Con la ayuda de revisiones de mamografía regulares, el cáncer de mama puede ser encontrado en una etapa temprana. No obstante, no todos los cánceres de seno pueden ser identificados con éste método.

La seña más común del cáncer de mama es la formación de un bulto en el seno. Algunas veces, el bulto puede ser visto en la mamografía antes de que se sienta. Bultos pequeños y duros en las axilas también pueden ser una señal de cáncer de mama.

Además de estos síntomas que son muy conocidos, estas son otras posibles señas de cáncer de mama:

Hinchazón, calor o zonas rojas u oscurecidas en los senos.

Comezón en el seno o pezón puede ser una señal de cáncer de mama inflamatorio.

Cambios en la forma o tamaño del seno.

Hoyuelos o arrugas en la piel.

Dolor persistente en un punto especifico del seno.

Secreción del pezón, especialmente sin apretarlo.

Ulceras, costras o escamas en el pezón.

Los síntomas tardíos pueden incluir dolor de huesos, nausea, pérdida de peso, dolor de cabeza, visión doble, debilidad muscular y pérdida de apetito.

No hay comentarios

Deja un comentario